Estas son las prestaciones a las que tienes derecho siendo autónomo

A menudo se piensa (erróneamente) que la condición de autónomo conlleva una gran cantidad de obligaciones y escasos derechos y beneficios. Este error común, fruto del desconocimiento, puede llevar a que aprovechemos las ventajas que proporciona emprender nuestro propio negocio. En Opinión Profesional queremos recordarte que si eres autónomo existen cinco prestaciones a las que puedes acogerte.

  • Si sufres una enfermedad común o no laboral, o un accidente de trabajo o una enfermedad profesional y como consecuencia no puedes trabajar, tienes derecho a una ayuda por incapacidad temporal. Para ello simplemente es necesario que estés dado de alta como autónomo y te encuentres al corriente de pagos. La cuantía de esta prestación depende de la base de cotización del mes anterior y el tipo de incidencia
  • En caso de que sufras reducciones funcionales graves o reducciones anatómicas, definitivas e irreversibles que anulen o rebajen tu capacidad laboral tras una enfermedad o accidente, podrás solicitar una prestación por incapacidad permanente.
  • Si estás pensando en aumentar la familia, también puedes solicitar la prestación por maternidad o paternidad. En este caso se concede 16 semanas para las madres y 12 semanas para los padres. Como en los casos anteriores, es importante que estemos dados de alta y al corriente de nuestros pagos. Estas prestaciones pueden solicitarse a tiempo parcial, aunque solo en un porcentaje del 50%.
  • Y si tu negocio no va tan bien como pensabas cuando te embarcaste en el proyecto y te ves obligado a cerrar, podrás solicitar la prestación por cese de actividad, algo similar al paro que proporciona una prestación económica cada mes y la consiguiente cotización a la seguridad social por contingencias comunes.
  • Los autónomos tienen derecho a una pensión por jubilación. Para su obtención es necesario estar dado de alta y seguir cotizando, así como para su cálculo durante el periodo de referencia.

Es importante que estés al tanto de tus derechos y obligaciones para poder desarrollar tu estrategia fiscal de forma óptima, por lo que en caso de que tengas dudas, nuestra recomendación es que acudas a un profesional. En Acertius estaremos encantados de ayudarte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


cuatro + = 8